El galan. La TV cambió, él no.